Créditos: redes sociales

Esta es la aterradora historia de la casa abandonada sobre la séptima con 165 en Bogotá

Aunque muchos ciudadanos pasan por ahí y se percatan de su presencia, pocos saben lo que esconde.

Indira Córdoba
Archivado en: Bogotá  •  

Sobre la carrera séptima con calle 165, en Bogotá, está ubicada una enorme casa que llama la atención por su aspecto misterioso. Se trata de una antigua construcción conocida como Villa Servitá y que fue el hogar de Monseñor Emilio de Briagard, uno de los sacerdotes más importantes de Bogotá del siglo pasado.

La casa fue construida en 1940 y, desde ese entonces, gran parte de su estructura aún permanece intacta. Asimismo, el lugar donde está ubicada esta villa hacía parte de los terrenos que le pertenecían a la feligresía de Usaquén.

Le puede interesar: La aterradora historia de la joven que jugó la tabla ouija y falleció sin causa exacta

La historia cuenta que Villa Servitá era una de las casas rurales más prestigiosas en Bogotá en la mitad del siglo XX. Quienes la conocieron cuentan que la casa tenía un jardín grande, tenía cancha de tenis y hasta una piscina de agua natural.

Según Germán Ayarza, un arquitecto máster en restauración de monumentos, Villa Servitá tiene casi 100 años y es una de las últimas casas quintas que se conserva sobre la carrera séptima, en Bogotá.

La aterradora historia de la casa abandonada en la 7.ª con 165

Aunque muchos pasan por este lugar y se percatan de la presencia de esta hermosa casa, pocos saben lo que realmente esconde. Según cuenta la historia, Villa Servitá fue un manicomio y un centro de rehabilitación para personas con enfermedades mentales.

Después de que murió Monseñor de Emilio de Briagard, la casa se convirtió en un manicomio en el que había salas de desahogo, habitaciones donde trataban a los pacientes con electrochoques y hasta celdas para personas “peligrosas”.

Mire también: Esta es la escalofriante historia que esconde la ‘Nariz del Diablo’

Desde el 2008 la casa fue declarada patrimonio arquitectónico de Bogotá. Sin embargo, varios habitantes de calle vivieron allí durante años y se llevaron todo aquello que podía venderse como chatarra.

Actualmente, la casa permanece abandonada y está siendo consumida por los árboles y ramas del lugar. Asimismo, varias partes de la estructura de la construcción se están cayendo.

Por otro lado, se dice que en ese lugar ahora solo rondan fantasmas y los espíritus de las personas que en algún momento habitaron allí, quienes habrían sido torturados para tratar sus enfermedades mentales.

@microhistorias 📍En la carrera 7ma con calle 165 de la caótica Bogotá se encuentra una antigua villa que se construyó para servir la comunidad. 👻No obstante, en la actualidad se encuentra abandonada, desolada y las plantas se encuentran tomando lo que alguna vez fue su terreno, acompañadas de historias de lo que solía ser un manicomio y centro de rehabilitación. #longervideos #contentcreator #bogotá #abandonado ♬ Spooky, quiet, scary atmosphere piano songs – Skittlegirl Sound

📱Vea más noticias en nuestro canal de WhatsApp, en el siguiente link📱

MÁS SOBRE: